MI EXPERIENCIA COMO VOLUNTARIA

Mi nombre es Guadalupe Cruz Dávila, tengo 15 años de edad y pertenezco al Voluntariado Ambiental por Oaxaca.

El día de hoy les contaré un poco de mí, el antes y después de ser voluntaria. Desde siempre me ha preocupado el cuidado del medio ambiente o al menos desde que tengo memoria. Cuando iba en tercero de secundaria empecé a recolectar botellas de plástico en la escuela y a veces levantaba algunas que estaban en la calle, esta iniciativa me nació porque cuando estaba en la escuela veía a mis compañeros tirar sus botellas a la basura sin darle otro uso, y por otra parte en la calle observaba la cantidad de botellas en el piso, estas acciones por parte de las personas me hacían enojar y quería cambiar y mejorar un poco esta situación, por eso donaba las botellas para que se reciclaran, pero quería hacer más... En ese mismo año llegó a mi escuela un nuevo maestro, el me daba química, por lo general le comentaba que me gustaba ayudar al medio ambiente y le conté que estaba recolectando botellas de plástico, resultaba que él estaba haciendo lo mismo por algunos meses, entonces un viernes yo le llevé unas botellas que había recolectado durante la semana, y le comenté que tenía intenciones de unirme a algún voluntariado para ayudar al medio ambiente, emocionado, él me dijo que era miembro de uno, así que me pasó el contacto de la Coordinadora de este Voluntariado.


Hace poco cumplí un año como voluntaria, esta experiencia me ha ayudado y ha cambiado muchas cosas en mí. En primer lugar, cambió mi manera de pensar, me hizo más responsable. En segundo lugar, me hizo más consciente de la situación crítica que atraviesa el planeta hoy en día. En tercer lugar, me dio herramientas (conocimientos y experiencias) para poder contribuir al cuidado del medio ambiente. El Voluntariado me cambia y abre más mis fronteras, mi creatividad y mis ideas para ayudar al planeta, los conversatorios también me enseñan nuevas cosas y me dan la oportunidad de expresar con palabras lo que siento y mi punto de vista. Finalmente, me ha hecho avanzar como persona y a comprenderme más porque cuando tenemos una conferencia, hacemos una actividad o participo en algo, me siento orgullosa y satisfecha de mí.

Y la experiencia que me ha dejado todo este proceso es que los humanos tenemos un planeta extremadamente hermoso, lleno de vida, y que hoy en día grita y clama la ayuda de todos los seres vivos que habitamos en él, porque está desesperado y sufre con nuestros maltratos y descuidos. Debemos estar agradecidos porque nos proporciona los recursos necesarios para poder vivir, desde el aire que respiramos hasta el suelo que pisamos. Es nuestra responsabilidad ayudarlo y cuidarlo, nosotros podemos hacer una diferencia, ninguna acción es mínima.

Te invito a que seas parte de un mundo mejor y un planeta sano y limpio.

48 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo